Luego de conocerse el lamentable estado de un trolebús que, durante algunos días se mantuvo en el sector de la rotonda Barón sufriendo varios actos de vandalismo a manos de desconocidos, la Escuela de Buceo Chungungo, en coordinación con Empresa Portuaria Valparaíso (EPV), implementó un inmediato plan de rescate del antiguo vehículo.

La noche de este martes, el trolebús fue transportado por vía terrestre hasta las inmediaciones de la ex Maestranza Barón, en el sector Yolanda -terrenos de propiedad de EPV-, donde será sometido a una mantención de rutina (limpieza, pintura y otros) y puesto bajo cuidado de funcionarios del puerto, con el fin de evitar nuevos actos de vandalismo sobre su estructura.

El vehículo había sido dado de baja por la empresa Trolebuses Chile, y adquirido por la mencionada escuela de buceo con el propósito de sumergirlo en la bahía porteña y convertirlo en un punto atractivo para la práctica de buceo deportivo y la instrucción de maniobras de rescate y reparación submarina, iniciativa que está a la espera de confirmar algunos permisos para concretarse.

Justamente, con el fin de apoyar las labores de mantención de la máquina, a la espera de que se concrete el proyecto de sumersión de la misma, EPV ha sostenido una serie de reuniones con la Escuela Chungungo.

“Como escuela tenemos este objetivo de poder generar un nuevo atractivo en el patrimonio subacuático de Valparaíso. Es algo que se ha hecho en otros lugares del mundo, donde se generan este tipo de iniciativas y se hunden embarcaciones o este tipo de estructuras”, explicó Carlos Celedón, director de la Escuela Chungungo.

Cabe destacar que la mencionada escuela es parte de la Asociación Gremial de Operadores Turísticos de Muelle Barón, recientemente constituida y que se encuentra trabajando con EPV con el objeto de garantizar la continuidad de las tradicionales actividades gastronómicas, deportivas y recreativas que se vienen desarrollando en el sector Barón desde hace más de una década.

Al respecto, el gerente de Asuntos Corporativos de EPV indicó que “estamos plenamente disponibles para trabajar con ellos, valorando lo que realizan como organización y entendiendo que va en línea con lo que hemos expresado, en cuanto que al menos las actividades que tradicionalmente se desarrollan en ese lugar se mantengan”.