El hallazgo de la droga, avaluada en más de 3 mil millones de pesos, se realizó a 90 millas náuticas de las costas de Coquimbo, una embarcación albacorera con la que se introduciría la droga al país.

Cinco detenidos y 600 kilogramos de marihuana tipo creepy, equivalentes a 6 mil dosis, fue el resultado del operativo conocido como “Operación Atlántida”, el que fue realizado conjuntamente por la Dirección General del Territorio Marítimo y de Marina Mercante (Directemar) y la Policía de Investigaciones (PDI).

El hallazgo de la droga, avaluada en más de 3 mil millones de pesos, se realizó a 90 millas náuticas de las costas de Coquimbo, luego que una investigación entre ambas policías permitiera establecer la coordinación de un ciudadano colombiano y un chileno para introducir la droga al país por medio de una embarcación albacorera.

El Director General del Territorio Marítimo y de Marina Mercante (S), Contraalmirante LT Otto Mrugalski, señaló que, “aquí el mensaje es muy claro: perseguir, detener y poner a disposición de los tribunales de justicia a todas aquellas personas o bandas que estén dedicadas al narcotráfico vía marítima. Estamos trabajando hace mucho tiempo en esta materia y seguiremos haciéndolo, este es el esfuerzo institucional. La Armada de Chile está muy preocupada por el tráfico de drogas y la Policía Marítima va a seguir colaborando con todas aquellas instituciones relacionadas a esta materia”.

Por su parte, el Comisario Marcelo Atala, Jefe de la Brigada Antinarcóticos Metropolitana, explicó que la nave donde se encontró la droga no tenía bandera ni matrícula y estaba tripulada por tres ciudadanos extranjeros (dos ecuatorianos y un peruano). “Estos sujetos que no daban explicación alguna de la situación en la que estaban, presentaban fallas técnicas y la embarcación se estaba hundiendo. En una doble cámara, que fue un hallazgo de los efectivos, se estableció que habían 524 paquetes de cannabis sativa”, acotó.

Los resultados de la operación fueron supervisados por el ministro del Interior, Andrés Chadwick, quien felicitó el trabajo en conjunto entre Fiscalía, PDI y la Armada en el combate del crimen organizado, la delincuencia y el narcotráfico: “El Gobierno y el Ministerio del Interior está empeñado en colaborar, ser un puente, para establecer todas las instancias que permitan la eficacia de todas las instituciones comprometidas con la seguridad pública”.

Asimismo, se refirió a la importancia de reimpulsar el fortalecimiento del control de nuestras fronteras, tanto terrestres como marítimas. “Este fortalecimiento es muy importante para obtener resultados como los que hemos logrado en el combate contra el narcotráfico, como también para obtener resultados en todo lo que es el ingreso ilegal al país”, puntualizó.